Ugo Foscolo y la retórica literaria italiana.

Los Sepolcri deben ser considerados como la mayor “fuente” de la tradición cultural retórica, que ve en los monumentos un motivo de exaltación de las glorias nacionales. La “nación” no es el pueblo, o el pasado que continúa en el “pueblo”, sino el conjunto de las cosas materiales que recuerdan el pasado; extraña deformación que podía explicarse a principios de 1800, cuando se trataba de despertar las energías latentes y de entusiasmar a la juventud, pero que es justamente una “deformación” porque se ha convertido en puro motivo decorativo, exterior, retórico.

En Fóscolo, la inspiración de los Sepolcri no es similar a la de la llamada poesía sepulcral; es una inspiración “política”, como él mismo escribe en una carta a Guillon.

www.gramsci.org.ar