Sentimiento nacional.

Sentimiento nacional, no popular-nacional; es decir: un sentimiento puramente "subjetivo", no ligado a la realidad, a factores, a instituciones objetivas. Por lo tanto, todavía es un sentimiento propio de "intelectuales", que sienten la continuidad de su categoría y de su historia, única categoría que ha tenido una historia ininterrumpida. Un elemento objetivo es la lengua, pero en Italia la lengua se nutre poco, en su desarrollo, de la lengua popular que no existe (salvo en Toscana) mientras existen los dialectos. Otro elemento es la cultura, pero está demasiado restringida y tiene carácter de casta: los grupos intelectuales son poquísimos y estrechos. Los partidos políticos eran poco sólidos y carecían de vitalidad permanente, y entraban en acción sólo en el período electoral. Los diarios sólo coincidían débilmente con los partidos, y eran poco leídos. La Iglesia era el elemento popular-nacional más válido y extendido, pero la lucha entre la Iglesia y el Estado lo convertía en elemento de disgregación más que de unidad, y hoy las cosas no han cambiado mucho porque todo el planteo del problema moral-popular ha cambiado. La monarquía -- El parlamento -- La universidad y la escuela -- La ciudad -- Las organizaciones privadas como la masonería -- La universidad popular -- El ejército -- Los sindicatos obreros -- La ciencia (en lo tocante al pueblo -- Los médicos, los veterinarios, las cátedras ambulantes, los hospitales) -- El teatro -- El libro.

www.gramsci.org.ar