"Io prima di te" [Yo antes que tú] de Veneziani, en el Carignano. Se contempla en estos tres actos el desenvolvimiento de una intriga muy dramática y llena de ocultos y profundísimos significados; en el tercer acto comparece por fin un personaje simbólico, el ignoto que actúa de reactivo en las conciencias y determina precipitaciones ricas de sabores nuevos y nunca gustados.

La intriga es ésta: el caballero Giovani Ranzi quiere ser siempre un personaje de drama y jamás de comedia, quiere ser siempre protagonista y jamás comparsa en el escenario de la vida, quiere estar siempre "antes de ti", de él, de vosotros, de todos. La esposa del caballero es amada por un alcornoque imbécil que financia las empresas del caballero y por otro tal que ha estado un año en China. Una noche (¡ ay, noche de miseria y de horrores!) el alcornoque imbécil obtiene una cita (o casi); mientras espera es asesinado por uno de los "extraños ignotos" que simplemente quería robarlo. Mientras tanto el otro tal se introduce furtivamente en la pieza de la dama (escena reveladora de ocultos sentidos amorosos), es bloqueado por la policía que busca al asesino y por el marido que ha regresado de improviso de una partida de caza. El marido hace de protagonista con la policía haciendo arrestar al otro tal como asesino, y se hace el protagonista con la esposa diciéndose el asesino del pobre joven víctima de los ignotos. La esposa es apresada en la trampa; la trampa se afloja por la acción del "extraño ignoto" que se presenta, descubre el truco a la esposa y está por constituirse en legítimo asesino. Entonces el caballero se decide a ser una vez más protagonista, e irrumpe furiosamente para... decirle quién sabe qué cosas al juez de instrucción.

En los tres actos se contempla el espectáculo penoso de un mediocre bromista que se esfuerza en parecer inteligente y original.

(Enero 20 de 1920)

www.gramsci.org.ar